sábado, 13 de febrero de 2016

Aguaribay (Schinus areira)

ANACARDIACEAE
Es un árbol dioico, perennifolio, alcanza entre 10 y 15 metros de altura. Es nativo de Sudamérica. En la provincia crece en el sudoeste y el noreste. También es frecuente verlo como ornamental en parques, jardines y en el arbolado urbano. Es resistente a la sequía y a las heladas; no tolera el anegamiento o la extrema alcalinidad
El tronco es grueso, mide entre 80 a 100 cm de diámetro, con corteza pardo-grisácea, escamosa e impregnada de una resina muy fragante. La copa es globosa y de follaje colgante.
Hojas compuestas, alternas, normalmente imparipinnadas, en pocas ocasiones paripinnadas, miden entre 15 y 25 cm de largo, en ramillas pedúnculas alternas, cada una con  16 a 25 folíolos subcoriaceos, lineares a lanceolados, margen serrado, casi sésiles. En caso de abrasión despiden un fuerte aroma semejante a la trementina.
Inflorescencias numerosas en panículas terminales o axiales, largas, péndulas, conformadas por pequeños floros pequeños de color verde pálido o amarillento. Florece a fines de primavera. La polinización es entomofila.
El fruto es una drupa globosa de color rojizo, con cáliz persistente. Son comestibles, muy aromáticos, con un sabor dulce y picante. La dispersión es ornitocora.
En medicina popular se utilizaba la resina como purgante, de la corteza y hojas se pueden preparar emplastos para tratar las úlceras cutáneas.

Otros nombres
Castellano: Molle de Perú, molle de Bolivia, terebinto, árbol de la pimienta, bálsamo, curanguay, gualeguay, pirul, peloncuahuite.



No hay comentarios:

Publicar un comentario